FILCUBA2020

Diario de las cosas – Lidia Meriño

0

Es un libro de pequeñas prosas poéticas que asumiendo la forma de un diario y las distintas voces de las cosas nos entrega una poesía intimista y lírica, no exenta de melancolía. Posee una estructura coherente desarrollada con eficacia. Es evidente que se trata de un(a) poeta con un oficio y un dominio de los recursos expresivos y estructurales que lo dota de seguridad, elegancia en el decir y de sencillez sin caer en el facilismo

Es un libro de pequeñas prosas poéticas que asumiendo la forma de un diario y las distintas voces de las cosas nos entrega una poesía intimista y lírica, no exenta de melancolía. Posee una estructura coherente desarrollada con eficacia. Es evidente que se trata de un(a) poeta con un oficio y un dominio de los recursos expresivos y estructurales que lo dota de seguridad, elegancia en el decir y de sencillez sin caer en el facilismo. Es un texto fluido, correctamente escrito que,  valiéndose de un discurso coherente y sostenido y utilizando estratégicamente las voces de objetos y otros personajes como las olas, aborda en realidad aspectos de la vida humana como la soledad, el amor, el deseo, la libertad. Su lenguaje no es complejo pero su sencillez no lastra una escritura sugerente y comunicativa. Evade tópicos de la literatura juvenil con astucia y trae a esta una manera diferente de acercarse a estas edades. Los textos tienen un sabor aforístico que los dota de un carácter sentencioso, a veces propensos a la frase lapidaria, otras a la sentencia, algunas hacia un lirismo ligeramente noble.

Diario de las cosas nos seduce por su eficacia, por esa concentración «oriental» que nos propone en cada texto: siempre sugerente, abierto a muchas interpretaciones, sensaciones, hallazgos.

La poesía escrita para niños en Cuba, en los últimos años, invariablemente viene, predeciblemente, acompañada de asonancias, consonancias, romances, sonetillos y otras formas que buscan una musicalidad y una complicidad con el lector infantil. No hallo en ello nada desdeñable, pero me gustaría resaltar que en Diario de las cosas no se palpa esa necesidad, ese anhelo. La música gravita en el poder se síntesis de cada poema, sin menoscabo de la imaginación o el lirismo, por eso se agradece esta propuesta que evade cierta predictibilidad, para proponernos un universo «otro», una tangente, un camino lateral, pero preciso, ameno, razonado, valioso para lectores de las más jóvenes edades.

Especificaciones: Diario de las cosas – Lidia Meriño

Colección

Autor

Editorial

Soporte

User Reviews

0.0 fuera de 5
0
0
0
0
0
Write a review

Aún no hay reseñas.

Se el primero en opinar sobre “Diario de las cosas – Lidia Meriño”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Logo
Registrar una cuenta nueva
Restablecer la contraseña