Cuentería campesina a debate desde Ciego de Ávila

×

    Sugerir cambios

    Ciego de Ávila, 21 sep. (Invasor). – Con una disertación asociada al papel de la mujer en el desarrollo de la cuentería campesina y tradicional en el país, el investigador avileño Nelson Aragón Martínez se sumó al grupo de intelectuales y artistas que por estos días participaron en la III Bienal de Oralidad Salta Palabra, con sede en la provincia de Guantánamo, en esta oportunidad en las modalidades presencial y virtual.

    Dedicada a las notables narradoras y actrices Maira Navarro, Haydee Arteaga y Silvia Domínguez, se reflexionó en torno a la oralidad en sus vertientes popular y artística, y un lugar especial ocupó el análisis llevado a cabo por Aragón Martínez sobre el dominio del arte de contar por parte de las féminas, quienes no han sido agentes pasivos en este proceso de expresión de la idiosincrasia campesina tal como se piensa en el imaginario colectivo.

    Como declarara con anterioridad a Invasor desde el modo de contar hasta la postura y los gestos definen a un cuentero, y de esos dotes no han estado exceptas las mujeres. Precisamente, este ha sido también nicho de investigación para la Cátedra de Cuentería Campesina y Tradicional José Obregón Bravo, con sede en el municipio avileño de Florencia y dirigida por él, que ha venido a redimir esta manifestación a partir del estudio y observación de las prácticas de vida y relaciones socioculturales de diferentes cuenteros a lo largo y ancho de la Isla.

    A la postre se han definido estrategias para preservar y estudiar con mayor rigor científico la cuentería tradicional y campesina, concepto aun novedosísimo en el ámbito de las ciencias.

    Para lograrlo no solo han surgido certámenes como este, relacionado directamente con dicha cátedra, sino que hasta la fecha se han implementado varios proyectos, entre ellos, CuentArriba y ColonyArte, para documentar el proceso de cuentería en diferentes regiones y así dotarla de un cuerpo científico sólido.

    No hay presupuesto, existe poca promoción y escasos recursos; pero cada provincia de Cuba cuenta con un delegado que escudriña todos los rincones en busca de posibles cuenteros e intenta atesorar leyendas, mitos, hechos de espiritismo y magia negra, y tradiciones haitianas e isleñas.

    En este entramado el Centro de Cultura Comunitaria, la Unión Nacional de Escritores y Artista de Cuba (UNEAC), el grupo de teatro Los Elementos, la Casa del Caribe, y los centros Pablo de la Torriente Brau y Juan Marinello, trascienden como los más cercanos colaboradores de la iniciativa, que desde el 2009 intenta salvar del olvido ese floclor que habita en los campos cubanos.

    Fuente: Periódico Invasor de Ciego de Ávila, 21 de septiembre de 2020. Foto: Nohema Díaz

    Show full profile

    Consejo editorial integrado por periodistas y colaboradores de toda Cuba que gustan del mundo literario.

    Logo
    Enable registration in settings - general
    Ir al contenido