¡Los escritores deben cambiar la mentalidad!

Algo me pasó buscando en las redes sociales y algún que otro sitio a escritores cubanos. En su mayoría, mi intento fue fallido. No concebía que tan poca información estuviera “colgada” en las redes y, que a esta altura del nivel de informatización del país, los escritores de alguna manera estén en el anonimato virtual. Ya sé que es un todo, y que el precio de la conectividad todavía no es accesible al cibernauta promedio, mucho menos a quienes tiene que esperar porque caiga algún dinerito extra más allá de la comida.

Los escritores necesitamos visibilidad online y, a día de hoy, no hay nada que nos dé mayor visibilidad que nuestras redes sociales. Sin embargo, las redes sociales tienen sus protocolos que deberás acatar si no quieres convertirte en ese escritor al que todo el mundo silencia/bloquea/deja de seguir.

Las redes sociales del escritor son una plataforma de promoción, son nuestra radio. Nuestros blogs son el búnker, pero las redes sociales son la forma en la que nos comunicamos con el exterior. Sin ellas, no somos más que unos tipos raros encerrados bajo tierra. Las necesitamos para dar voz a lo que escribimos.

Lo habré dicho ya un millón de veces, pero no me cansaré de repetirlo: el mejor blog del mundo, con el contenido más útil de la historia, sin promoción en las redes, será un blog que no leerá nadie.

Siempre pongo el mismo ejemplo, porque creo que es bastante fácil de comprender. Imagínate que el doctor King hubiese lanzado su famoso discurso I Have a Dream, a un auditorio vacío… Peor aún, que lo hubiese hecho en su casa, encerrado en su habitación y completamente solo. ¿Qué hubiese pasado? Efectivamente, se hubiese perdido el mensaje.

No existe un enorme escritor que no sea –y se enorgullezca de ello– un enorme lector. No se trata entonces de debatir si internet es o no fundamental en nuestras vidas y en nuestro modelo de educación; sino de orientarnos hacia las posibilidades del mundo virtual desde la perspectiva de la didáctica.

La escritura y lectura digitales a través de internet

La web 2.0 ha convertido además a las personas en productoras de información, y no sólo en meras consumidoras. Blogs, redes sociales, webs temáticas, foros, etc, etc, están permitiendo que cualquier ser humano con una conexión a internet pueda comunicar algo al resto del mundo con posibilidad de ser accesible para unos 2.500 millones de usuarios. Según los datos publicados por Science en el año 2011, la humanidad actual genera cada 2 días la misma información generada por nuestra especie durante casi 5.000 años. Es decir, 5 Exabytes de información cada 48 horas.

El acceso a la información hoy en día es digital: menos del 0,1% de la información generada en la actualidad está en papel. El 99,9% de la información se encuentra disponible sólo en formato digital. Cada minuto que pasa se realizan 2 millones de consultas en Google. Es decir, el buscador es el principal y omnipresente medio de búsqueda de información para niños, adolescentes y adultos. Cabe cuestionar nuestro interés como escritor@s sobre a quiénes queremos llegar, cuál es el público que nos interesa a partir de estos datos que ofrecemos.

Internet nos cambió la forma de leer

Buscando en periódicos y artículos encuentro algo que me genera dudas, confrontaciones y medias luces. El periódico El País muestra algunos gestos sobre el cambio que se produce desde la visión digital de lectura y las resonancias en la manera de pensar. Hoy en Cuba el reto es mucho mayor. La conectividad a intervalos ha generado que se publique pero que no se revise lo que se pone. En otras palabras, el apuro de poner provoca que muy pocos se detengan a ver las reacciones de sus seguidores o lectores.

Un pequeño consejo

La brevedad, lo conciso, aquello que más te interesa es lo que debes publicar. Para deleitar al público, o al menos en principio, para “engancharlos” debes saber posicionar y seleccionar el contenido de lo que escribiste.

Leer es anticipar, crear posibilidades, abrir ventanas. Leer es comprender. Leer es elegir. Y en un mundo en el que cada vez contamos con más información, a veces confusa, siempre intencionada, necesitamos más que nunca esa acción singular que es leer.

Podrán cambiar los soportes, los formatos, pero la lectura será cada vez más importante. Porque la lectura tiene una enorme capacidad de transformación, una enorme dimensión intelectual. Leer fomenta la curiosidad, el deseo de pensar de modo diferente a como pensamos, de ser diferentes a como somos. Leer es también compartir.

Ver perfil completo

Correctora del periódico Invasor. Ha estudiado Lic. Estudios Socioculturales en Universidad Central "Marta Abreu" de Las Villas - UCLV

7 Comentarios
  1. Esa fascinación por la cantidad de “información” generada y comunicada por las redes es totalmente pueril. ¿Acaso la foto de mi gato, de mi última corbata, de mí mismo haciendo cuclillas o comiéndome un helado… es INFORMACION? Los 5 Exabytes de “información” que la Banalidad produce por día no se puede comparar ni remotamente con todo lo que la Humanidad ha realmente PRODUCIDO a lo largo de su dura Historia de aprendizajes, descubrimientos, invenciones, sueños y delirios. Fuera de ciertas informaciones visuales que pueden tener significación coherente en cualquier parte del mundo, NADIE es observado (mucho menos leído) por 2.500 millones de internautas. La inmensa mayoría del planeta sigue hablando una sola lengua y una mayoría aún más abrumadora sigue ineresándose solo en un puñado de cosas.
    Dicho lo anterior, admito el interés de diversificar nuestras formas de promoción, comunicación, información e incluso de “producción de contenidos”.
    ¿Torre de marfil… o de ladrillo? Por qué no, siempre que esté conectada…

    • Torre de marfil… o de ladrillo, está buena esa….la conexión, la conexión nos posiciona, nos pone en algún lugar que debemos luchar o ganarnos……como quieran…gracias por comentar.

    • Responder
      Naskicet Domínguez Pérez 9 noviembre, 2018 a 6:37 pm

      Joel,
      Los dos primeros comentario entran en modo de moderación por el tema de spam, despues son libre

  2. Gracias, sí…venga, se recibe con mucho cariño

  3. Responder
    Naskicet Domínguez Pérez 5 noviembre, 2018 a 6:52 pm

    Muchas felicidades me gusto…actualizado

  4. Me gustó mucho tu texto. Yuliet. Mañana te doy mi punto de vista

    Deje una respuesta

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    Registrar una cuenta nueva
    Nombre y Apellidos (Requerido)
    Perfíl literario (Requerido)

    Si deseas marcar varias opciones mantenga oprimida la tecla CONTROL (CTRL)

    Fecha de nacimiento
    Lugar de nacimiento (Requerido)
    Residencia actual
    WhatsApp / Celular
    Sitio web / Redes sociales
    Restablecer la contraseña