Un adios al amigo Eduard Encina Ramírez

×

Sugerir cambios

Quisiera decir muchas palabras y contar quien era este guajiro de Baire en un poblado de Contramaestre. Lo conocí después de conocer a Yunier Riquenes en ese mundillo de poetas locos y jóvenes soñadores con las mentes en las nubes. Imagínate, todo un par de achesistico (miembro de la AHS).

Estos dos locos siempre discutian entre sí. Pero Eduard con más edad siempre salía airoso en las peleas. Nació en 1973, así que vivió muchos procesos revolucionarios de Cuba. Eso le hizo ser muy luchador en la vida. Se construyó una familia con su esposa, que adoraba y dos pequeños que hoy deja.

En Baire tenía una peña que llamaba El Café de Bonaparte y allí se reunían todos sus amigos y familiares para hablar de poesía y de temas actuales de la Cuba que ellos soñaban. Brindaba consejos y te regañaba como todo guajiro al fin.

Narrador y poeta multipremiado, pero también hermano, también amigo…. hoy su cuerpo se despide, pero nos deja ese deseo de seguir su lucha, de continuar su eterna pelea.

Hoy les agradezco a todos lo que seguían día a día la salud de este guerrero y que supo enfrentarse hasta el último segundo de vida…

Ver perfil completo

Licenciado en ciencia de la computación y matemática. Comence el mundo del audiovisual desde el 2000 para luego terminar en el diseño gráfico. Actualmente soy miembro de la Oficina Nacional de Diseño y de la Asociación Cubana de Comunicadores Sociales. Co-Fundador de Claustrofobias Promociones Literarias.

Logo
Restablecer la contraseña
Comparar artículos
  • Total (0)
Comparar
Ir al contenido